La cocina rústica no sólo tiene que ser colores asociados al campo.  De hecho este tipo de cocina puede incorporar una amplia gama de colores.  Te invitamos a ver ejemplos y a inspirarte!

Para empezar, un clásico en las cocinas rústicas:  el color ladrillo.  Este tono resulta súper cálido y hogareño.  Lo que más nos gusta de esta propuesta es guardar las verduras en los cajones laterales de la isla.

foto-cocina-rojo

El azul es una alternativa diferente para las cocinas.  En este caso se utilizó como color complementario.  Una idea súper original y actual para la cocina rústica.

foto-cocina-azul

Pero el azul no es el único tono frío que se ha acercado a la cocina rústica.  De hecho, en esta cocina se optó por una enorme isla de color morado.  Una decisión que aporta vida al espacio y rompe con la monotonía.

foto-cocina-morada

Cerramos con una cocina rústica a puro blanco, una alternativa para espacios pequeños o con poca luz.

foto-cocina-blanca

Escrito por Andrea Korniusza de Decocasa

Imágenes vía: Primeriti

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...